Perfilan titular para Conaculta

Creadores e investigadores señalan que el nuevo presidente del organismo deberá tener capacidad de diálogo para construir consensos, expresar tolerancia y con un pensamiento abierto a expresiones culturales modernas.

Tras la ratificación de Felipe Calderón como presidente electo de México y cuando ya se barajan nombres para integrar su equipo, la designación del nuevo titular del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes se avizora "delicada", dado que la mayoría de la comunidad cultural no se inclinó por las propuestas del panista durante la campaña, opinan creadores e investigadores.

"Por la coyuntura en la que se inicia este nuevo periodo presidencial conviene mucho el diálogo para acercarse a una de las comunidades más activas, que tienen voz y que generan opinión", dice la investigadora en políticas culturales Lucina Jiménez.

En opinión del escritor y crítico literario Adolfo Castañón, "los que tienen ganas son muchos, pero los que tienen aptitudes no tantos".

La designación del titular del Consejo es prerrogativa presidencial; hasta ahora no se ha anunciado ningún candidato, pero por lo pronto, según declaró ayer Felipe Calderón, se descarta el uso de head hunters.

Para ocupar la presidencia del Conaculta se barajan nombres como los de Sergio Vela (director de Música en la UNAM), Dolores Béistegui (titular del Imer), Sabina Berman (dramaturga) y Consuelo Sáizar (directora del FCE).

El doctor en sociología Roger Bartra plantea que el nombramiento de los responsables de cultura y educación debe rechazar claramente las aspiraciones de la extrema derecha. "Este nombramiento debe tener una carga simbólica muy grande: debe expresar tolerancia, pluralidad, laicismo, presentar una cara avanzada y abierta a todas las expresiones culturales modernas que implican la aceptación, por ejemplo, de la píldora del día siguiente, del uso de anticonceptivos, de las sociedades alternativas de convivencia. Debe ser muy clara la opción del nuevo gobierno por rechazar las dimensiones conservadoras y reaccionarias de la derecha ultramontana".

Considera que el poder de un responsable de cultura radica en lo simbólico. "Si Calderón no entiende esto va a tener problemas, sobre todo porque una gran parte de la intelectualidad se inclinó por López Obrador; entonces, con mayor razón en cultura, debe aceptar las posiciones progresistas y plurales de la izquierda".

Para Lucina Jiménez, el del titular del Conaculta será uno de los nombramientos más "delicados" que tendrá que realizar Felipe Calderón. Señala que quien llegue a este cargo debe tener conocimiento del medio cultural, no sólo de la ciudad de México, sino en una perspectiva de país, además, debe poseer experiencia en la gestión pública.

"Otra cosa -que tal vez sea la más delicada en estos momentos- es que necesitaría tener la capacidad de diálogo político y de construcción de consensos con una comunidad artística y cultural que en estos momentos está fragmentada", asegura la investigadora.

Miguel Angel Ceballos
El Universal

Regresar

ArteJoven.com Derechos reservados, 2003 / 2007 info@artejoven.com Website creado por:
Elefante Producciones Electrónicas www.o---o.com